Páginas vistas en total

miércoles, 9 de mayo de 2012

Veleta del tiempo

El tiempo es un abismo de cuatro relojes, interponiéndose entre el miedo y el amor.
Las veletas cubren el tejado de las casas frías que durante años acogieron familias empobrecidas por el llanto, por sus tareas incondicionales.


Llora cada pena día a día, como hiciste ayer, pero no le des sabor. Alimenta el amor que solo el tiempo se encargó de concederte, de darte una nueva emoción.
Lleva las riendas de la casa de la veleta y fíjate cuando da al norte y cuando da al sur, pues ese tiempo del que hablamos en el ascensor con los vecinos, es alentador, como excusa para hablar y como alegría, para dar oportunidad a los nuevos vientos que se acercan.





Foto: Casa de Ventaniella-Concejo de Ponga (Asturias).
Original de Elena Villarroel Rodríguez

2 comentarios:

  1. Hermosos poemas y reflexiones. Ánimo y a retomar la creación bloguera. Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu comentario sobre mi Blog. Me alegro que te gusten mis reflexiones sobre vida y naturaleza. Un saludo

    ResponderEliminar