Páginas vistas en total

martes, 8 de diciembre de 2009

INVIERNO EN LAS ALTAS CUMBRES

Ahora en invierno llegan los suspiros, las melancolías, en las que juré olvidarte y no sé olvidarte, pues las tardes que paso bajo el calor del hogar mirando el fuego lentamente, mientras huele a leña, a tardes que pasan lentamente, y fuera hay dos metros de nieve, blanca, que ciega mis ojos, que ven los árboles, que divisan a lo lejos casitas de piedra y montañas altas que un día, tal vez en verano subí, disfrutando y viendo el cielo, que parece más alto desde estos montes, que ahora estan nevados, y ahora escucho el rumor y el silbido, que tal vez me susurran su gran soledad, porque hace frío, y necesitan de alguien que las transite, entre los peñascos, entre los piornos, entre esas ramas de té blanco que las gentes del lugar van a buscar cuando es verano, pero ahora que es invierno, no puedo salir, solo quedarme bajo las mantas, con un chocolate caliente y leyendo unos lindos poemas de un cancionero de un pueblo español.
Ahora solo oigo unos pasos de gente que pasa por mi calle, que habla, que rie y comentan sus cosas, entre taconazos de mujer, entre chillidos de niños que quieren tirarse bolitas de nieve.

La fuente está helada, pero su agua es pura, de gran calidad, libre de inventos, es el agua de siempre, la que tantas veces bebí, y que como yo, mucha gente probó, para acompañar el ejercicio y celebrar un nuevo día de senderismo, que en estos lares es tan usual, por los caminos, por los valles, comiendo manzanas, comiendo cerezas, y ahora almorzando un buen pote de garbanzos, caliente y energizante,para pasar aqui un invierno más, como todos los años.

Foto: Original de Elena Villarroel Rodríguez.
Desfiladero de los Beyos (León).

No hay comentarios:

Publicar un comentario